Seguidores

21 de diciembre de 2010

Pero los celos desequilibran la balanza, cojen peso, más del deseado..

- ¿Qué se supone que es lo que tengo que pensar?
+ Que te quiero.
- ¿Y me tengo que creer todo lo que me digas?
+ Si confias plenamente en mí, sí.
- Pues ahora mismo no debo confiar mucho en tí, porque no creo parte de las cosas que me has dicho.
+ ¿Por ejemplo?
- Que ella y tú seais amigos, no sé, os veo muy bien, mejor que tú conmigo..
+ ¡Pero que boba eres! ¿Te crees que me pasaría una vida sin tí? Ni loco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario