Seguidores

8 de febrero de 2011

Lo que no sabía es que enamorarse, le puede pasar a cualquiera y nadie está a salvo.

Cuando veo llover imagino que la lluvia escribe sobre el suelo miles de frases…siempre distintas porque siempre llueve distinto.  Y me imagino que puedo pedir un deseo, elegir una de las miles de frases que las nubes escriben en el polvo y que ese deseo se convertirá en realidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario