Seguidores

17 de marzo de 2011

-¿Recuerdas esos bombos de lotería? ¿Esos en los que hay millones de pequeñas bolas con números escritos?- Escribió en aquella pantalla que tanto odiaba, y le dio a enviar.

- Si, ¿Por qué me lo preguntas? ¿Te a tocado la lotería o qué?-Respondió presionando enviar.

-No, no es eso... Estoy totalmente seguro de que si en cada una de esas bolas escribiera todos los nombres de mujeres que existen, sin duda alguna, sacaría tu nombre, aun que intentara sacar otro, cualquiera, aun que metiera los demás nombres repetidos o aun que intentara hacer trampa.-Respondió.

-¿Y... Por qué me dices eso ahora? -Le preguntó, esta vez con un nudo en la garganta.

-Porque me gusta quererte, decírtelo, demostrártelo e imaginar tu cara cuando lo leas. Porque me encanta pensar en esos momentos, esos paseos, esas conversaciones, esos besos y abrazos y esa sonrisa que tendrás... Y aun que me este perdiendo todas esos detalles, no me importa, me sigo sintiendo el tío más afortunado del mundo porque aun estando tan lejos, un día te fijaste en mi.-Le contestó.

-Te quiero.-Escribió segura de que lo que decía era lo que sentía por él.

- Eso es para mi la suerte, y no que me toque la lotería.-Añadió.

No hay comentarios:

Publicar un comentario