Seguidores

13 de septiembre de 2014

Tras meses de silencio...

Me he querido convencer de que no es fácil olvidar a alguien, pero no es así. No tienes que olvidar a alguien que has querido, pero si que tienes que aprender a quererle de un modo distinto. Los trenes van y vienen y las oportunidades se detienen y se van, por lo tanto no estarán ahí para siempre.